¿Es el parkinson una enfermedad autoinmune?

Científicos explican que hay evidencia directa de que el sistema inmune ataca el cerebro de enfermos con Parkinson

22/06/2017 8:09
AA

Los medicamentos para calmar el sistema inmune podrían ayudar a manejar la enfermedad de Parkinson, explica un grupo de científicos de la Universidad de Columbia y del Instituto de La Jolla para la Alergia y la Inmunología, en un artículo publicado en la revista Nature.

Una hipótesis de hace un siglo

La hipótesis surgió hace 100 años: el sistema inmune ataca el cerebro de los enfermos con Parkinson . Un siglo después especialistas realizaron un análisis de sangre a 67 pacientes con la enfermedad para ver si podían encontrar evidencia de autoinmunidad y la respuesta es sí.

El Parkinson es una enfermedad  crónica y degenerativa del sistema nervioso que se caracteriza por la falta de coordinación del movimiento, puede causar rigidez o temblores.

 

Alfa-sinucleína, la proteína clave

La enfermedad provoca que en el cerebro del paciente se acumule un nivel muy alto de una proteína llamada alfa-sinucleína.

Los especialistas del centro médico de la Universidad de Columbia y del Instituto de La Jolla para la Alergia y la Inmunología, descubrieron que las células T, que son parte del sistema inmunológico, atacan  la proteína alfa-sinucleína.

Eso significa que el sistema inmune de las personas con Parkinson identifica esa proteína como un invasor, como si fuera una bacteria o un virus y por eso la ataca.

Los científicos señalan que es probable que el sistema inmunológico, al intentar librar al cuerpo de la proteína alfa-sinucleína mata las células cerebrales de los lugares donde ésta se acumula.

¿Y si el mal empieza en los intestinos?

David Sulzer de la Universidad de Columbia y parte del equipo que realizó la investigación, señala que los resultados de la investigación también encaja con otra hipótesis sobre el origen del Parkinson y es que éste puede empezar en los intestinos.

“Sospechamos que las células T primero identifican a la alfa sinucleína en la periferia, particularmente en el sistema nervioso de los intestinos, lo cual no es un problema, hasta que las células T entran en el cerebro”.

La vía para nuevos tratamientos

El descubrimiento también permitirá sugerir una inmunoterapia para aumentar la tolerancia del sistema inmunológico hacia la alfa-sinucleína, lo que podría ayudar a mejorar o prevenir el empeoramiento de los síntomas del mal de Parkinson”, dijo Sulzer.

David Dexter, de la organización caritativa Parkinson UK, al hacer una revisión del estudio,  explica que los resultados le dan un mayor peso a la idea radican de que la condición puede involucrar un fallo o confusión del sistema inmunológico que daña las células propias.

Dexter advierte que se tiene que entender mucho más sobre cómo el sistema inmune está involucrado en la cadena de eventos que contribuyen al Parkinson, pero también se tiene una nueva arista para explorar el desarrollo de nuevos tratamientos que pueden detener el progreso de la enfermedad.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: