Piden revisar las elecciones en el IMSS

José Miguel Van-Dick Puga, candidato independiente, denuncia irregularidades normativas y legales, que no permiten la inscripción de plantillas. n

03/10/2012 8:51
AA

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), considerado como la institución de salud más grande de América Latina por ofrecer cobertura a casi 54 millones de personas,  renovará dirigencia sindical en el próximo congreso del 14 de octubre y podría experimentar un largo litigio jurídico que deje acéfalo al sindicato. Así lo señala el candidato a la Secretaría General del Sindicato Nacional de Trabajadores del Seguro Social (SNTSS), José Miguel Ángel Van-Dick Puga, en entrevista con SUMEDICO.

 
La problemática laboral del IMSS se suma a una prolongada crisis económica que ha obligado a operar a un 70% u 80 % de sus capacidades por falta de instrumental, equipos y medicamentos.
 
El SNTSS agrupa a 300 mil trabajadores sindicalizados, los cuales se suman a otros 80 mil trabajadores de confianza para integrar la plantilla total del IMSS, que es cercana a 380 mil.  El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) afirma que 54 millones de personas dependen de los servicios de salud del Seguro Social porque además de los trabajadores afiliados se atiende a sus familiares y a los pensionados.
 
Relevo forzado
Debido a que sufrió dos infartos en el mes de mayo pasado, el actual Secretario General, Valdemar Gutiérrez Fragoso, fue declarado “médicamente incompetente” para continuar al frente de este gremio de trabajadores de la salud. Gutiérrez Fragoso había sido reelecto recientemente y tenía asegurada su permanencia en el cargo hasta 2018, pero su deteriorado estado de salud obligó a convocar al congreso de este 14 de octubre de 2012.
 
El doctor José Miguel Ángel Van-Dick Puga promueve su candidatura independiente, en oposición a la llamada “candidatura de unidad” que encabeza el también doctor Manuel Vallejo Barragán, quien actualmente es Secretario del Trabajo al interior del sindicato y recibió el respaldo público de los 37 delegados seccionales de todo el país.
 
La elección oficial se realizará el 14 de octubre pero Van-Dick y un conjunto de trabajadores del IMSS de diferentes estados de la República, afirman haber documentado, con notarios públicos, un conjunto de irregularidades normativas y legales, principalmente relacionadas con la negativa a aceptar la inscripción de planillas. Cuatro de los estados donde se documentó completamente este rechazo a inscribir a opositores fueron Nuevo León. Yucatán, Puebla y Michoacán.
 
Este expediente será presentado por Van Dick y otros trabajadores que se oponen a la actual dirigencia nacional para intentar impedir que se concrete la transferencia de la dirigencia por el mecanismo de “candidato de unidad”.
 
“Hay abuso del poder al rechazar el registro de planillas, cuando es obligación del Sindicato registrar a quienes van a competir. Si ellos piensan que el actual gobierno les va a dar una toma de nota, están cometiendo un error muy grave”, dice Van Dick
 
“Nosotros nos vamos a ir a los tribunales. Todo lo tenemos documentado. Ya enviamos las primeras impugnaciones, todo va procediendo y ese comité va a la colisión. Si no hay una corrección del proceso, el sindicato se va a quedar sin personalidad jurídica a partir del 16 de octubre. Esto lesiona a miles de trabajadores y a millones de mexicanos que merecen calidad en la atención a su salud”, añadió.
 
La elección de dirigentes de trabajadores en el IMSS se hace por medio de delegados. Por cada 350 trabajadores se elige a un delgado, pero Van Dick y otros inconformes dicen que el actual Comité Directivo ya seleccionó a todos los delegados que van a votar el 14 de octubre.
 
“Ya lo hicieron porque ya impidieron el registro de planillas”, continúa diciendo Van Dick. “Su servidor no ha podido hacer campaña, porque me he dedicado a recabar todo lo legal, pero muchos compañeros, a nivel nacional, a lo largo y ancho de la República, prácticamente sin saber quién es Van-Dick, están en un movimiento de los trabajadores del Seguro Social, que están hartos de un sistema represivo y corrupto, que han tenido secuestrado al sindicato: la gente se lanza, los enfrenta, los confronta, registra las planillas, los rechazan, les niegan el registro, en estados enteros”, agrega.
 
Otros abusos documentados incluyen la destrucción de propaganda de planillas independientes, y gastos del dinero de cuotas para apoyar al candidato oficial.
 
“Pero afortunadamente los mismos trabajadores han juntado dinero para pagar notarios y tenemos las fes notariales de lo que ha ocurrido en varios estados. En toda la república impidieron el registro de planillas opositoras, sistemáticamente. Hay por lo menos siete estados donde lo hicieron de manera burda, como en Nuevo León, Yucatán, Michoacán y Puebla, donde lo hemos documentado  mediante notarios”, añade José Miguel Ángel Van Dick Puga.
 
Diálogo y conciliación
Cuando se le pide un diagnóstico del estado de salud general del IMSS, considerando todos los aspectos de su operación. El doctor Van-Dick reconoce que los principales problemas operativos provienen de su debilidad financiera y del exceso de cargas de trabajo, que  son consecuencia de la mayor demanda de servicios de salud en una población que demográficamente está envejeciendo.
 
“Todos los sistemas de seguridad social en el mundo tienen problemas y el IMSS no es la excepción, pero esto es como consecuencia de que el trabajo del Seguro Social aumentó la cantidad y la calidad de vida de los mexicanos. Lo que se debe de hacer, en conjunto con el sindicato y con todos los actores que participan en el Instituto (el sector obrero, el sector patronal y el gobierno) es tratar de buscar y garantizar la salud financiera de Instituto, pero en conjunto”, indica.
 
La campaña de Van Dick afirma ser una campaña de reconciliación nacional por lo que llama a la actual dirigencia sindical a establecer una mesa de diálogo que permita realizar un cambio de dirigencia que represente el derecho al voto de todos los trabajadores.
 
“Hago un llamando a la dirigencia nacional y a todos los secretarios seccionales a que analicen la situación legal. Que midan adecuadamente la respuesta desfavorable de la gente hacia ellos, hacia su sección. Los trabajadores ya los rechazaron. Finalmente, el único camino es la conciliación, la negociación, anteponer los intereses del IMSS, del Sindicato Nacional de los Trabajadores del Seguro Social y del propio país, para generar una mesa de diálogo, para que esta organización no se quede acéfala y no impacte al propio IMSS, que es la institución más grande de salud en todo Latinoamérica”, agrega Van-Dick Puga, doce días antes de que se renueve la representación de los trabajadores del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: