Prevenir enfermedad vascular cerebral

La EVC puede desatarse o precipitarse si bebemos algunas copas o si enfermamos de gripe, pues las infecciones respaldan la enfermedad.

28/10/2010 4:22
AA

La enfermedad cerebral vascular (EVC), conocida como accidente cerebral vascular (AVC), puede desatarse o prevenirse dependiendo de nuestros actos y estilos de vida.

De acuerdo con un estudio se encontró que beber algunas copas o contraer una infección como la gripe estaría asociada con un aumento en el corto plazo del riesgo de sufrir un AVC o EVC.

Los resultados, publicados en la revista Stroke, no prueban que el alcohol y las infecciones actúen como «gatillos» o disparadores del ACV en algunas personas, sino que «respaldan» esa hipótesis.

Por otro lado, existen pruebas insuficientes sobre otras causas posibles, como el estrés o el esfuerzo físico extremos, indicó el doctor Vincent Guiraud, del Hospital Sainte-Anne de París.

Los «gatillos» son conductas o exposiciones que activan un aumento pasajero del riesgo que tiene una persona de sufrir una enfermedad. Pero no existen muchos estudios sobre esos disparadores del ACV.

El equipo de Guiraud buscó reunir la información disponible de los posibles disparadores del ACV isquémico, que es el infarto cerebral más común y que ocurre cuando un coágulo sanguíneo obstruye el flujo de sangre al cerebro.

Los autores hallaron 26 estudios desde los 80 y que identificaron una docena de factores asociados con un aumento en el corto plazo del riesgo de sufrir un ACV.

La mayoría de los estudios se concentraron en los papeles potenciales del alcohol y las infecciones en la aparición de un ACV en las siguientes horas o semanas.

La revisión reveló que las personas que bebían 40-60 gramos de alcohol (tres o cuatro bebidas habituales en Estados Unidos) tenían casi el triple de riesgo de sufrir un ACV en las siguientes 24 horas. Algo similar estuvo asociado con el consumo de más de 150 gramos de alcohol (10 bebidas) la semana previa.

En tanto, contraer cualquier tipo de infección, como una gripe o un resfrío, estuvo relacionado con dos o tres veces más riesgo de sufrir un ACV durante la siguiente semana o mes.


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: