¿Qué hacer en caso de crisis nerviosa?

Es importante saber controlar estos episodios de ansiedad para evitar que las personas salgan de control o incluso se desmayen.

31/01/2013 3:24
AA

 Cuando ocurre un evento fuera de lo normal, que nos genera un estrés grande, porque pudo ponerse en riesgo la vida o la integridad de una persona es normal que aparezca una crisis nerviosa o de ansiedad, pero debe controlarse a quien lo presenta para evitar que se vuelva masiva.

Al respecto el doctor Alejandro Nagy (*) ha explicado a SUMEDICO en diferentes ocasiones que lo primero es encontrar un lugar para estar seguro físicamente y posteriormente ocuparse de alcanzar la estabilidad emocional.

El experto señaló que de no controlar la crisis, la persona puede presentar taquicardia y en el peor de los casos se desmaya.

“Hay diferentes reacciones hacia el miedo, y cuando estamos ante un temblor se ponen a trabajar mecanismos de defensa como la negación; no obstante, hay personas que sufren más esa situación debido a que tienen alguna experiencia previa y esta nueva experiencia le recuerda las anteriores, y eso sucede sobre todo en México, porque recordamos el terremoto de 1985”, señaló el especialista. 

“El desmayo es otro efecto de la protección del organismo, es un medio de defensa porque no quieren ver la realidad, es protegerse antes de la locura, de salir corriendo, y después del temblor la gente tiene más reacciones de angustia porque tratan de ‘tocar base’, de ponerse en contacto con sus familiares, y lo único que sucede es que se saturan las líneas telefónicas”, explicó. 

Y aunque eventos como un temblor, una explosión o situaciones de gran estrés no pueden prevenirse siempre, lo que puede hacerse es reducir el riesgo de caer en una crisis de ansiedad, esto puede hacerse cuando se ha detectado a quien lo padece, poner a dos personas para que lo mantengan tranquilo y evitar que se esparza por el grupo ese miedo.

Otra de las técnicas que el psicólogo compartió es platicar mucho, ya sea con quien esté a nuestro alrededor o hacer llamadas, porque el hablar mucho tranquiliza, además se pueden compartir consejos y otras experiencias y al final “es importante reafirmar a la persona que tiene la crisis, explicarle que ya está bien; pero sobre todo hay que hablarlo”, concluyó el especialista. 

(*) Psic. Luis Alejandro Nagy
doctor.nagy@gmail.com

 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: