Reacción del organismo ante el miedo

Aunque el miedo puede ser limitador, también es benéfico porque forma parte de nuestro instinto de supervivencia.

30/10/2015 1:58
AA

El miedo ha existido en los seres humanos desde el comienzo de los tiempos y aunque es limitador, también puede ser beneficioso ya que forma parte de una de las principales causas de supervivencia.

Esto ocurre porque el miedo se encarga de hacernos conscientes sobre los peligros que pueden amenazar nuestra vida, provocando que el organismo experimente los siguientes procesos:
 
Primero, los sentidos ubican el factor de peligro, el cual es interpretado por el cerebro que posteriormente lo pasa al sistema límbico, el cual se encarga de regular las emociones de lucha, huida y la conservación del individuo.
Posteriormente, se activa la amígdala, que tiene como función desencadenar todo el sistema de miedo.
Una vez activada la amígdala, nuestro cuerpo comienza a sufrir diferentes reacciones como aumento de la presión arterial, de la velocidad en el metabolismo, de la glucosa en la sangre, de la adrenalina, de la tensión muscular, se abren más los ojos y se dilatan las pupilas.
 
Cuando el miedo se convierte en pánico, nuestros lóbulos frontales se desactivan, retroalimentado el miedo y haciendo que se pierda la noción de su magnitud, provocando que en muchas veces, se pierda el control de la conducta o la capacidad de actuar racionalmente.
 
Cabe decir que aunque el miedo no es agradable, es una emoción que ha sido utilizada en el arte a lo largo de los años debido a que cautiva y emociona al ser humano. Un ejemplo de ello, es en el cine con las miles de películas de terror que han tenido gran éxito.
 
La literatura también ha sabido cómo manejar el miedo desde sus diferentes ángulos y ha proporcionado a los espectadores historias que provocan fascinación y adicción.
 
Tal vez la razón de esto radica en que las personas saben que son relatos ficticios y ajenos a sus vidas, lo que los hace sentir seguros pero emocionados ante estos sucesos.

 
 (Con información de National Geographic)
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: