Recupera tu figura después del embarazo

Es importante recordar que la pérdida de peso y mantener los resultados a largo plazo se basa en una dieta proteinada y el cambio de hábitos.

04/06/2015 9:23
AA

Las mujeres que desean perder  peso y recuperar su figura luego del embarazo, pero sin dejar de disfrutar la experiencia de ser mamá, pueden hacerlo siempre y cuando cuenten con atención especial y acompañamiento de profesionales. 

 
Es importante recordar que la pérdida de peso y mantener los resultados a largo plazo se basa en una dieta proteinada y el cambio de hábitos. 
 
La actividad física puede incluir actividades con los pequeños, para no tener la necesidad de separarse de ellos y comenzar a estimular su sistema psicomotriz, mientras se recupera la figura. 
 
Estos son algunos ejercicios que se recomiendan para realizar con tu bebé:
 
Posición tumbada en decúbito supino (bocarriba)
 
1.- Ejercicio para el suelo pélvico: En la mente visualiza tu suelo pélvico y realiza diez contracciones rápidas (contraer y soltar) y diez lentas, manteniendo la tensión por cinco segundos. Después de cada contracción hay que descansar el doble de tiempo que se mantuvo la contracción. 
 
2.- Inclinación de pelvis: Inclina la pelvis hacia atrás aplanando la parte inferior de la espalda y comprimiéndola contra el suelo. Después contrae los músculos del suelo pélvico, los abdominales y los glúteos. Mantén la posición durante tres segundos y después relaja. 
 
Decúbito lateral
 
3.- Para el glúteo lateral: Estira la pierna derecha desde la cadera y levántala lentamente, con el pie flexionado y la rodilla relajada. A continuación, bájala despacio sin dejarla caer bruscamente. 
 
4.- Para los aductores: Tensa los abdominales y estira la pierna derecha desde la cadera. Flexiona el pie y levanta la pierna del suelo lentamente, con la cara interna del muslo hacia arriba y la rodilla relajada. Baja la pierna despacio. 
 
Posición decúbito prono (tumbada bocabajo)
 
5.- Tumbada para los glúteos y la parte posterior de los muslos: Eleva la pierna y el pie derecho extendidos, intensificando el movimiento hasta contraer los glúteos. 

Arrodillada
 
6.- Para los pectorales: Flexiona los codos y acerca tu cara ante el rostro del bebé, puedes sonreírle, hablarle o darle un beso. Mantén la cabeza y la columna en línea, el peso del cuerpo inclinado hacia delante. Vuelve lentamente a la posición de partida y relaja los codos.
 

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: