Remedios caseros avalados por la ciencia

Si bien lo mejor es acudir con el médico ante un malestar, hay remedios que ayudan

29/12/2016 4:02
AA

Cuando nos sentimos mal físicamente, por ejemplo, con dolor de estómago, de cabeza o tenemos gripe, inmediatamente pensamos en utilizar un remedio casero ya que es más sencillo, económico y cómodo que muchos medicamentos, pero ¿es recomendable utilizarlos?

Si bien lo mejor es acudir con el médico ante cualquier malestar, hay algunos remedios que ayudan a sentirnos mejor y que no representan daño. ¿Cuáles son?

El Dr. Francisco Marín, del grupo de Fitoterapia de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (Semergen), explica los siete más efectivos que han sido avalados por la ciencia.

Ajos para un buen corazón

De acuerdo a la Sociedad Europea para la Cooperación en Fitoterapia (ESCOP), los ajos crudos o cocidos, son muy eficaces para la prevención de padecimientos cardiovasculares.

Por su parte, la Agencia Europea del Medicamento (EMA), indica que este ingrediente tiene beneficios en los siguientes padecimientos:

  • Colesterol malo
  • Hipertensión arterial
  • Prevención de embolias arteriales, infartos e ictus.
  • Resfriados
  • Infecciones respiratorias.

Limón para el dolor de estómago

Un estudio del Centro Alemán para la Investigación del Cáncer, afirma que el jugo del limón ayuda a combatir la infección causada por los virus que dañan al aparato digestivo.

El jengibre también es efectivo para los problemas estomacales, especialmente cuando se tiene vómito.

“No sólo está recomendado para el mareo del viajero, también para los vómitos de la quimioterapia y de la embarazada”, indica Marín.

Clavo aromático para dolor dental

Aplicar aceite de clavo, ayuda a anestesiar el dolor por una dos o tres horas, lo que permite comer sin problemas.

“Hay que aplicar dos gotas de aceite de clavo directamente sobre la zona dolorida o instiladas en un hisopo de algodón y aplicadas sobre la región dolorosa”, detalla.

Es un remedio muy efectivo que a pesar de no tener buen sabor, se tolera “por el resultado, que es poco menos que milagroso”, dice.

Mostaza para infecciones respiratorias

Pruebas brindadas por la Comisión E del gobierno alemán, señalan que las cataplasmas (tratamiento tópico de consistencia blanda) a base de compresas con semillas trituradas o harina de la planta de la mostaza, combaten afecciones de las vías respiratorias e inflamación osteoarticular crónica.

Lo ideal es aplicar las cataplasmas sobre el cuerpo unos 15 minutos en adultos y entre 5 a 10 minutos en niños.

Alfalfa y jugo de naranja para anemia

Mezclar hojas de alfalfa con el jugo que contiene vitamina C, potencia la absorción del hierro, lo que es efectivo para quienes padecen anemia.

Sin embargo, este remedio no debe darse a personas con enfermedades autoinmunes como esclerosis múltiple o lupus, así como a quienes han recibido un trasplante, ya que los ingredientes aumentan la inmunidad de los que las consumen.

Eucalipto para congestión nasal y de pecho

Aspirar el vapor de las hojas de eucalipto previamente hervidas, ayuda a tratar resfriados e infecciones de garganta y nariz.

Tanto es su efectividad que ahora se utilizan humificadores con gotas de aceite de eucalipto, además de que la EMA y la Comisión E aprueban la utilidad de los preparados a base de esta planta.

Menta para mal aliento y problemas estomacales

El olor de la menta se debe a su alto contenido de mentol que es entre un 45 y 55%, lo que ayuda a combatir la halitosis.

Pero además de este beneficio ampliamente conocido, la menta también tiene propiedades antiespasmódicas digestivas que combaten los cólicos, gases e inflamación.

“También tiene eficacia real en el tratamiento de la cefalea tensional, cuando este aceite esencial se aplica de forma tópica a la dosis correcta”, dice Marín.

(Con información de El País)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: