El secreto del éxito es el lenguaje corporal

Para triunfar en una entrevista de trabajo, debes cuidar el mensaje de tus gestos

25/09/2016 4:00
AA

Al prepararnos para una entrevista de trabajo, inmediatamente pensamos en la ropa que usaremos, lo que diremos y las muestras que llevaremos de nuestra trayectoria, lo cual es fundamental.

Aunque todos estos elementos son imprescindibles, hay algo que usualmente olvidamos: el lenguaje corporal.

Amy Cuddy, psicóloga social y profesora de la Escuela de Negocios de Harvard, explica que aunque parezca algo sencillo, el lenguaje corporal puede marcar la diferencia de lograr el éxito en una entrevista de trabajo o resolver algún conflicto, pues cambia nuestra identidad.

La especialista que ocupa el segundo lugar de las charlas TED más vistas de la historia del canal, menciona que adoptar una postura de poder, es decir, abierta, expansiva, con los brazos y hombros en alto, permitirá que seamos personas más poderosas.

En cambio, si se tiene una actitud defensiva y de impotencia como estar encogidos, con los brazos cruzados, los hombros hacia abajo o el cuello entre las manos, terminaremos proyectando lo peor y haremos creer a los demás que esa es nuestra verdadera imagen.

Apunta que con el lenguaje corporal podemos enviar mensajes de cómo nos sentimos y pensamos sobre nosotros mismos, independientemente de lo que estemos diciendo.

Transforma tu mente

Para lograr el éxito, Cuddy recomienda hacer cambios en la mente para crear una actitud poderosa y al final terminar creyéndolo, ¿cómo hacerlo? Sencillo, sólo hay que modificar al cuerpo.

En este sentido, enfatiza que no se trata de engañarse a sí mismo, sino de generar una verdadera transformación.

El primer paso, detalla, es estar dos minutos en absoluta soledad en cualquier habitación del hogar como el baño, la cocina o la habitación.

Una vez en paz, sólo hay que asumir una postura de poder que nos de seguridad al acudir a una entrevista de trabajo o resolver un conflicto.

Aclara que dos minutos son suficientes porque es el tiempo máximo que una persona puede estar en una postura.

“Cuando hablamos de posturas físicas, incluso 30 segundos pueden servir”, dice.

Cuddy señala que de acuerdo a diversas investigaciones, las personas con poder tienen niveles más altos de testosterona (la hormona del poder)  y disminución de cortisol, la cual genera el estrés.

Lo que no debes hacer

Además de buscar una postura de poder,  Cuddy pide evitar algunos gestos.

Lo principal es no encoger los brazos, tocarse el cuello o jugar con accesorios como los collares, porque es un modo de protegerse y ocultarse de lo que se tenga enfrente.

“También es necesario hablar más lentamente porque incluso estás tomando espacio temporal, respirar mejor, caminar con pasos más largos. No es solo la postura ya que esta es para situaciones de mucho estrés, en las que es necesario ganar confianza”, menciona.

De igual manera, se debe tener cuidado con las posturas excesivas, la forma de caminar y de sentarse.

“Cuando hablas con alguien que está por encima de la jerarquía harás lo opuesto a lo que hacen. Si están con una postura más expansiva, te sientes pequeño. Y en realidad tienes que abrirte, no ponerte alfa pero echarte hacia adelante, mostrar que no tienes miedo, lanzar el mensaje de que respetas pero no tienes miedo, sobre todo ante alguien muy alfa o muy agresivo”, concluye.

(Con información de ABC)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: