Seguro Popular cubre trasplantes de médula ósea pero no medicamentos

La asociación Unidos apoya a personas de escasos recursos que no pueden financiar los tratamientos previos y posteriores al trasplante.

11/09/2018 3:11
AA
trasplante de médula ósea

Con 17 años de trabajo desde la sociedad civil, la asociación Unidos apoya a pacientes  de escasos recursos que son candidatos a un trasplante de médula ósea, con el cual se trata diferentes tipos de cáncer en la sangre. En ese período han respaldado el 80% de los trasplantes que se hacen en el Instituto Nacional de Nutrición y de esos pacientes,  entre el 70 y 80% han entrado en remisión y vuelto a su vida normal.

Paulina Rosales, directora general de Unidos, Asociación Pro Trasplante de Médula Ósea Francisco Casares Cortina, explica que si bien el Seguro Popular cubre la realización de un trasplante de este tipo, no paga por los medicamentos que se requieren de manera previa y posterior al trasplante.

“Se abandona a su suerte a los pacientes. Los medicamentos pueden ser muy caros. Nada más un tratamiento inicial puede costar 300 mil pesos y generalmente la gente no puede cubrirlo. Y si no se aplican los inmunosupresores, se corre el riesgo de que el paciente rechace el trasplante”.

Te recomendamos: Inulina de agave vs cirrosis hepática

Apoyo a pacientes con trasplante de médula ósea

Es ahí donde entra el apoyo de Unidos. Un candidato a trasplante debe ser sometido previamente a unas quimioterapias muy fuertes a fin de que su cuerpo quede libre de células malignas y sea efectivo el trasplante. Después del procedimiento, también se requieren medicamentos muy caros (inmunosupresores) para evitar que se rechace el injerto. Nada de eso lo cubre el Seguro Popular.

Hay tres tipos de trasplantes

Paulina lo explica:

  1. El autólogo, que se realiza a partir de la médula ósea del mismo paciente. Se le aplican quimioterapias previas para que su organismo no tenga células malignas, se le extrae médula ósea, la cual se congela y posteriormente se le implanta.
  2. El alogénico o de donante no relacionado. Si no hay familiares compatibles que puedan donar médula ósea se hace una búsqueda a nivel internacional (lo cual tiene un costo de 700 mil pesos). Si se encuentra un donante en el exterior, se envía a México la médula ósea y se trasplanta. Existe el riesgo de que si el donante no es totalmente compatible, se puede generar la enfermedad “injerto contra huésped”, que es el rechazo a la médula trasplantada. Ese rechazo se puede manifestar en cualquier parte del cuerpo (se puede paralizar el intestino o se presenta en la piel, entre muchas posibilidades), y puede ser mortal. Eso fue lo que pasó con Francisco Casares, un joven que hace 17 años sufría leucemia linfoblástica aguda y viajó al extranjero a recibir una médula ósea; la rechazó y murió. Sus padres fundaron Unidos para apoyar a personas de escasos recursos. El doctor Eucario León, quien fue el médico tratante de Francisco Casares, es el presidente de Unidos.
  3. El haploidéntico, el cual se hace a partir de la médula ósea de los padres del paciente, que generalmente son 50% compatibles. Es el tipo de trasplante que se realiza en México con mayor frecuencia pues las personas de escasos recursos no pueden financiar una búsqueda internacional y en México no existe un banco de células madre que sea público. Existe el riesgo de rechazo.

Unidos cubría el costo del trasplante antes de que el Seguro Popular lo hiciera

Unidos surgió para apoyar a las personas enfermas de más de 18 años, e incluso antes de que el Seguro Popular cubriera el trasplante, Unidos pagaba el costo de ese procedimiento.

Paulina Rosales señaló que Unidos también trata de incidir en las políticas públicas pues no hay dinero que alcance cuando se trata de este tipo de enfermedades. “Seguimos apoyando a los pacientes pero la salud es nuestro derecho y el Estado es  responsable de la atención”.

Con ese fin, Unidos, el Instituto Nacional de Cancerología (INCan) y la Asociación Mexicana de Lucha contra el Cáncer presentaron la solicitud formal ante el Consejo General de Salubridad para que enfermedades como el mieloma múltiple esté considerado dentro del Fondo de Enfermedades Catastróficas, lo cual es el primer paso para que el Seguro Popular la cubra. Paulina asegura que en abril cubrieron todos los requisitos que establece la normatividad y están a la espera de una respuesta. Confían en que sea positiva.

Conoce más sobre: Sistema predice si un paciente va a despertar de un coma

Unidos ya se reunió con el futuro secretario de Salud

A Unidos le preocupa que cánceres como el mieloma múltiple sean diagnosticados de forma tan tardía como ocurre ahora, en etapas 3 o 4, cuando ya es poco lo que se puede hacer. Por ello, ya se reunieron con el que será el futuro secretario de Salud, Jorge Alcocer, a quien le plantearon la necesidad de capacitar a los médicos de primer nivel para que, ante la menor sospecha, se canalice a los pacientes a los médicos especialistas.

En la actualidad pasan hasta 24 meses antes de que se llegue al diagnóstico, y los pacientes ya consultaron hasta ocho médicos en promedio.

Unidos se comprometió a buscar financiamiento para llevar a cabo los cursos vía internet (e-learning) en tanto el nuevo gobierno asume la responsabilidad.

Se puede encontrar información sobre el tipo de apoyo que ofrece Unidos en la página www.uni2.org.mx y en Facebook, en Unidos Trasplante de Médula Ósea.


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: