Hacer tareas del hogar mejora la salud emocional

También desarrollan competencias como la responsabilidad, el orden y la solidaridad

28/05/2017 10:47
AA

Quedarse en casa y disfrutar de la familia haciendo diversas actividades como ver una película, comer o hasta hacer los deberes de la casa, no sólo mejora la convivencia entre todos, sino que también ayuda a tener mejor salud emocional, según revela un estudio.

De acuerdo al Centro Wallmart Conciliación Trabajo y Familia (Argentina) y la Home Renaissance Foundation de Reino Unido, la vida hogareña y las tareas domésticas mejoran la salud emocional, social y psicológica, además de que contribuyen a desarrollar competencias como la responsabilidad, el orden y la solidaridad.

Patricia Debeljuh, directora de la institución argentina, explica que el objetivo de su estudio era poner en relieve “una realidad cotidiana e invisible, como son los trabajos del hogar altamente feminizados”, los cuales realizan entre el 2 y 16% las mujeres dedicando en promedio 19 horas semanales, a diferencia de los hombres que lo hacen solamente 12 horas.

Estigmas de labores hogareñas

Añade que una de las razones por las que las mujeres realizan más estas tareas, es la imagen social y la estigmatización hacia el género femenino.

“En casa nos valoran por cómo somos, en el trabajo por qué hacemos, un éxito profesional que puede disiparse rápidamente”, explica.

Enfatiza que a pesar de que en los últimos años los hombres han tomado más responsabilidades de las tareas del hogar, las mujeres siempre se han encargado de la limpieza y orden, así como de las compras de bienes para la casa.

Beneficios de ayudar en las tareas

El estudio revela que ayudar a las tareas del hogar, no sólo aligerará el trabajo para las mujeres, sino que ayudará en otras pareas como son:

  • Hábitos alimenticios más saludables al tener comida casera
  • Combatir el sedentarismo
  • Mayor nivel de satisfacción emocional, social y psicológica, si se contribuye por motivación

“La autorrealización de labores que repercutirán positivamente en los otros miembros de la familia”, indica Debeljuh.

Sin embargo, señala, la orientación transitoria de las tareas, así como un estado civil separado o divorciado, revierte una menor satisfacción en los tres ámbitos, a diferencia de los que son viudos o las familias que más hijos tienen, quienes destacan por tener un mayor grado de bienestar.

(Con información de ABC)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: