Tecnología causa trastornos de sueño en niños

Los dispositivos móviles cuentan con luces más intensas que afectan los ciclos sueño, 1 de cada 4 niños tiene un trastorno.

16/06/2011 8:55
AA

De acuerdo con estudios realizados en la Clínica de Trastorno del Sueño de la UNAM, los nuevos dispositivos tecnológicos cuentan con luces más intensas que estimulan el cerebro y afectan los ciclos al dormir tanto que en México uno de cada cuatro niños y uno de cada tres jóvenes tienen algún trastorno de sueño.

Aparatos como BlackBerry, IPad, IPod, telfónos móviles y computadoras portátiles mantienen a las personas conectadas a internet y estos han modificado el sueño.
 
La violencia en los videojuegos agrava el problema “tenemos escolares y preescolares que por jugar videojuegos violentos o usar esta tecnología desarrollan terrores nocturnos, sonambulismo y reacciones de defensa, es decir, se paran, gritan, lloran, se esconden, reviven escenas de sangre y matanza, pero en este caso ello son los atacados. No se dan cuenta, de hecho no pueden despertarse por sí mismos. Hay padres que llegan a creer que están poseídos por lo que no acuden a atención médica cuando esto se puede rápidamente corregir”, indicó Reyes Haro Valencia, director y fundador de la clínica de la UNAM.
 
Las investigaciones realizadas dentro de la clínica han revelado que en promedio los mexicanos que viven en grandes ciudades duermen 6 horas, lo que nos permite que se completen las cuatro fases de sueño, siendo la más importante la profunda.
 
Los nuevos dispositivos tienen luces más intensas y sonidos más nítidos y mientras la pantalla sea más pequeña la iluminación es más estimulante.
 
“Este tipo de pantallas disminuye el tiempo del sueño profundo. No importa si se tiene o no dificultad para dormir. El sueño, bajo estas condiciones, es de muy mala calidad y, por ello, la gente está permanentemente cansada, irritable, y su capacidad intelectual así como su juicio en la toma de decisiones disminuyen. Hay, por supuesto, bajo rendimiento en la productividad, se llega tarde al trabajo o a la escuela, con rasgos de flojera y somnolencia, y lo más preocupante es que hay mayor posibilidad de sufrir accidentes vehiculares, laborales, callejeros”, señaló el especialista.
 
El experto señala que el sueño ligero de ocupar el 60 por ciento ahora ocupa el 80 por ciento del ciclo total lo que no permite una restauración física, mental o descanso completos, incluso dice que hay jóvenes que ya invirtieron su ciclo, siendo más activos en la noche y con sueño en la mañana.
 
Además, se desarrollan enfermedades propias de ancianos como hipertensión, síndrome metabólico, sobrepeso, obesidad o diabetes.
 
“Dormimos no sólo para descansar, las funciones fisiológicas de nuestro organismo se restauran y se depuran mientras estamos dormidos, también se refuerza nuestro sistema inmune que nos protege y ayuda a defendernos de adquirir enfermedades. La hormona de la saciedad conocida como leptina se produce en la tercera etapa del sueño pero si se le expone a estos dispositivos se ve disminuida y, por ello, se comerá más de lo requerido”, explicó. 
 
“Sólo la falta de cuatro horas equivale, de acuerdo con estudios, a haber bebido el equivalente a seis tazas de cerveza o bebidas alcohólicas, por lo que se están desarrollando más patologías psiquiátricas”, terminó.

Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: