Tengo diabetes, ¿cómo planeo mi embarazo?

Una mujer con diabetes debe planear su embarazo para controlar su salud y la del bebé, evitando así complicaciones.

21/02/2012 7:56
AA

Para planear un embarazo teniendo diabetes es necesario que la futura madre se acerque a una educadora en diabetes, ya que hay muchos aspectos que tomar en cuenta para evitar que dicho embarazo sea riesgoso, dijo a SUMEDICO  la doctora Gloria Ponce Sernicharo (*), especialista en diabetes y miembro de la Asociación Mexicana de Diabetes. Entrevista en video

A pesar de que un embarazo debe ser planeado, solamente el 25 por ciento de las mujeres lo hacen, señaló la doctora Ponce, quien hizo hincapié en que si un embarazo normal puede significar un riesgo para la mamá y el bebé, uno con diabetes debe llevar muchos más cuidados y atención.

Con diabetes el embarazo debe planearse para poder saber cuál es el estado de salud de la mamá, cuánto tiempo tiene con la enfermedad y, sobre todo, si se ha cuidado, si tiene un buen control, señala la especialista en diabetes.

Dos aspectos importantes a cuidar son: la hemoglobina, la cual debe estar debajo de 7, pero esa cifra debe haber sido mantenida durante los 3 meses previos a querer embarazarse; y el tipo de medicamentos que está tomando, ya que “si toma hipoglucemiantes es necesario cambiarlos por insulina”, señaló.

Al mismo tiempo, y como parte del seguimiento, la futura mamá debe llevar un plan de alimentación de acuerdo a su peso, talla y edad, para poder cuidar los niveles de glucosa, “ya que esa es la piedra angular de la planeación del embarazo, porque aquella será usada para el desarrollo del bebé, y si no están bien los niveles, el producto puede tener complicaciones como nacer demasiado grande de tamaño, ya que es mucha la glucosa que pasa a través de la placenta, y esto puede desarrollar al bebé un problema de hipoglucemia cuando nazca”, aseguró la especialista.

“La idea es que la mamá entre al embarazo lo más sana posible, porque también hay que verificar que su diabetes no esté complicada, saber cuál es el estado de salud de sus ojos, sus riñones, si no hay neuropatía, porque, en todo caso, se le aconseja no embarazarse para evitar un embarazo de riesgo”, asevera la doctora Ponce.

Examen y monitoreo

Por medio de exámenes se busca entender cuál es el estado de salud de la futura madre, “saber si no tiene anemia, y en todo caso corregirla con medicamentos; también cuáles son sus niveles de glucosa, si están en el rango de 70 a 100 en ayunas y menos de 140 después de haber comido” señala la experta.

Ya que se ha medido el riesgo y conseguido el permiso para el embarazo, la doctora Ponce señala que lo siguiente es “realizar un monitoreo de la paciente con revisiones cada 15 días en los primeros meses de embarazo, y cada semana los últimos meses para evitar cualquier clase de complicación. Además, la madre deberá controlar sus niveles de glucosa con un glucómetro”.

Otro aspecto importante es el nivel de colesterol, ya que la madre no puede tener el colesterol alto, porque puede dañarse el bebé, además hay que suspender hipoglucemiantes y hay que proporcionar ácido fólico, ver si no hace falta hierro y hacer exámenes de orina para evitar infecciones.

Aun sí, queda la posibilidad de que el embarazo de una mujer con diabetes no se haya planeado, y en esos casos, que de acuerdo con la especialista es en más del 70 por ciento, “se pelea contra el tiempo, pero se sigue el mismo protocolo para saber cómo anda la salud de su organismo, y si está controlada, entonces tendremos un buen pronóstico”, finalizó la doctora,quien también recomendó que es muy importante que la mujer con diabetes que desee embarazarse, debe acudir por ayuda con una educadora en diabetes.

(*) Dra. Gloria Ponce Sernicharo
Especialista en Diabetes
Miembro de la Asociación mexicana de Diabetes
serglo@hotmail.com
55-4080-2942 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: