Uñas albergan miles de bacterias

Las bacterias se refugian debajo de las uñas y ni el lavado las elimina

13/07/2016 4:00
AA

En las manos viven miles de bacterias que se ocultan principalmente debajo de las uñas, donde ni el agua y jabón pueden eliminarlas, siendo esta la principal causa de enfermedades estomacales.

La esterilización completa de las manos es algo imposible, por lo que incluso los médicos utilizan guantes al momento de interactuar con sus pacientes.

Hace casi un siglo, cuando los médicos realizaban estudios clínicos, notaron que las bacterias permanecían en las manos de los pacientes por más que se las lavarán y aunque en un principio se consideró que éstas residían en los dedos, posteriormente se confirmó que las uñas eran su refugio.

En 1988, investigadores del departamento de Dermatología de la Universidad de Pensilvania, EE.UU, decidieron analizar esto a fondo y para ello, recolectaron las muestras de las manos de 26 adultos.

Como resultado se encontró que el espacio debajo de las uñas conocido como región subungueal, era el lugar donde se escondían miles de miles de bacterias, mientras que en otras partes de las manos, solo se albergaban centenares.

Con este descubrimiento, los médicos dedujeron que el espacio entre la piel y la uña es el ambiente idóneo para el crecimiento y proliferación de los organismos, ya que ahí conviven la humedad y la protección física de la uña.

“Esta región de la mano podría ser relativamente inaccesible a los agentes antimicrobianos durante los procedimientos normales para lavarse las manos”, indicaron.

Un año después, la Universidad de Pensilvania decidió investigar más allá, pues aún persistían preguntas con respecto a la seguridad y utilidad de las uñas postizas, que eran muy populares en las enfermeras.

Para comprobar si estas uñas albergaban la misma cantidad de bacterias, los investigadores  analizaron a 56 enfermeras a quienes les pidieron lavarse las manos constantemente.

Los especialistas descubrieron que quienes usaban este tipo de uñas, tenían más bacterias en las puntas de los dedos antes y después del lavado.

En relación a las uñas pintadas, en 1993 enfermeras del Hospital Johns Hopkins en Baltimore, analizaron a 26 empleadas que no tenían contacto con los pacientes y que tenían sus uñas cortas, pero pintadas.

El seguimiento se hizo cuatro días antes y después de pintarse las uñas. El hallazgo fue que el esmalte no interfería con la microbiodiversidad, aunque el tamaño sí.

“Mantener las uñas cortas y limpias, por lo tanto, es probablemente más importante que si se usa o no pintura de uñas”, explicaron.

Para prevenir problemas, lo mejor es atender bien el compartimento subungueal y mantener las uñas cortas.

En caso de que notes cambios en la coloración o forma, acude con tu médico.

(Con información de BBC)


Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: