Viven distinto hombres y mujeres, infertilidad

Ante la imposibilidad de embarazo, la mujer busca información mientras el hombre regularmente se aisla y califica de exagerada la actitud de su pareja

25/03/2011 4:15
AA

Cuando se presenta un problema de infertilidad se pone en evidencia una clara diferencia de géneros entre el hombre y la mujer, reconoció la especialista (*) Emma Torra, al referir que esto obedece a cuestiones culturales básicamente.

Generalmente, explicó, la mujer tiende a ser quien busque más la información, “lo  habla más, se abre con las amigas; el hombre tiende a aislarse y a refugiarse en su trabajo y comienza a llegar más tarde a la casa, como una forma de evadir el problema”.

Es entonces cuando pueden suscitarse los problemas, pues en una pareja generalmente es típico que en una pareja la mujer se queje de que su esposo no le da importancia a su problema de infertilidad, mientras el hombre afirma que su esposa lo sufre demasiado.

Entonces surgen diversos problemas: “Todas las áreas de la pareja están trastocadas por la infertilidad: el área de la comunicación, la relación sexual, el significado que la situación tiene para cada uno. Se puede dar la falta de sincronía: uno quiere terminar el tratamiento, el otro no; uno quiere congelar embriones y el otro no. El impacto en la sexualidad es muy importante, porque aquí, tener relaciones sexuales equivale a procrear, entonces toda la vida sexual está ensombrecida por la infertilidad.

La mujer quiere tener relaciones y el hombre rehúye, la privacidad se pierde, porque de
tener una vida sexual al ritmo que ellos la establecían, ahora está fijado por el especialista, quien dice qué día o a qué hora deben tener relaciones, lo cual genera una gran frustración, incluso disfunciones como la eyaculación precoz o la dificultad de experimentar orgasmos”.

A lo anterior se agrega la presión económicas que implica el tratamiento, a la se agregan las generadas por la familia, amistades y compañeros de trabajo, que constantemente preguntan sobre si va funcionando “la tarea” para tener hijos.

Sin embargo, acotó Emma Torra, “ambos experimentan temor de que su pareja los abandone por otra u otro que sí les pueda dar hijos”. Es por ello que durante este proceso de aceptación de infertilidad y proceso para determinar las acciones por las buscarán lograr el
objetivo de ser padres, la pareja debe de contar con apoyo emocional, independientemente de si cuentan por sí mismas con las herramientas emocionales suficientes.

(*) Emma Torra, licenciada en Biología egresada de la UAM y directora de Fertifarma.
 


Tags

Agregue su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada

Iniciar Sesión

Si todavía no tienes cuenta con nosotros:

Recupera tu cuenta

Sexo

Elige los temas que te interesan: